Lipoescultura en Turquía | Estethica ®

Lipoescultura en Turquía

Lipoescultura láser es una técnica novedosa que sirve para esculpir la figura sin dejar ningún rastro en forma de cicatrices. Se trata de un nuevo sistema de liposucción mínimamente invasiva, que emplea energía láser para eliminar los depósitos de grasa, reduciendo así el contorno corporal. 

La lipoescultura en Turquía no precisa hospitalización. Se trata de una pequeña intervención que actúa en zonas de grasa localizada y que es practicada con anestesia local o general, todo depende de las necesidades del paciente y del equipo médico. Una de las principales ventajas con respecto a la liposucción tradicional es la rápida recuperación del paciente. 

Es recomendable en pacientes que quieran acabar con grasa localizada en las siguientes zonas: brazos, abdomen, cartucheras, flancos, cuello, espalda, mamas, glúteos, papada o cara interna. Para hacerlo posible, el Lipo Laser Plus que empleamos en Estethica Global es una tecnología muy avanzada que consta de dos longitudes de onda de láser para quemar las membranas de células grasas subcutáneas en grandes áreas con una estancia postoperatoria más reducida.  

h2. Nuestro tratamiento de lipoescultura láser en Turquía 

 

El láser empleado en este tipo de tecnología actúa directamente sobre la grasa, licuándola antes de ser eliminada por completo. Lo que hace es hacer que la grasa sea más suave, de forma que el paciente pueda eliminarla de forma natural a través del organismo. 

Los tejidos del paciente sufren mucho menos que en el caso de la liposucción tradicional. Nuestro equipo médico encargado de utilizar el láser, conseguirá destruir los depósitos de grasa acumulados en determinadas zonas. 

La forma de proceder es realmente sencilla. El cirujano realizará una pequeña incisión en la zona a tratar. A través de este corte se introduce una cánula que absorbe y diluye la grasa. Nuestra tecnología permite destruir así las células grasas sin necesidad de dañar el resto de tejidos. 

El paciente tiene menos molestias y el procedimiento no conlleva cicatrices importantes. El lipoláser conlleva un efecto innovador que, además, coagula los vasos pequeños del tejido adiposo, al mismo tiempo que estimula la producción de colágeno en la piel. Esto crea un efecto de tensado espectacular. 

El resultado de la formación de colágeno nuevo y de la retracción de la piel da lugar a un efecto regenerador que evita la flacidez, algo característico de la liposucción clásica. Al optar por la lipoescultura en Turquía obtendrás una piel firme y tersa en la zona tratada. 

h2.Principales diferencias entre la liposucción clásica y láser

La liposucción convencional daña aún más el tejido al causar pequeñas lesiones y prolongar el proceso de recuperación. Aunque el proceso postoperatorio recomiende el uso de una especie de corsé médico, la flacidez y pérdida de elasticidad en la piel aparecen. Además, en el área en cuestión se utilizan cánulas metálicas, lo que potencia el riesgo de edema y lesión. 

La lipoescultura láser es una liposucción sin cirugía, que emplea un sistema efectivo para destruir las células grasa antes de ser aspiradas. Además, la luz láser provoca una retracción mayor de la piel durante el periodo postoperatorio. 

Esa precisamente es una de las principales diferencias entre un procedimiento y otro. El lipoláser no necesita una intervención adicional, pues el resultado es una piel tersa y suave. Nuestra luz láser acaba con las células grasas sin tener que dañar el resto del tejido y estimula la producción de colágeno, algo esencial para evitar la flacidez de la piel. Por tanto, lo que hará será suavizar, revitalizar y unificar la epidermis. 

Los precios de la lipoescultura en Turquía son más económicos. Hablamos de un procedimiento más sencillo que la liposucción tradicional, de ahí que su precio sea inferior. Además, al ser un procedimiento mínimamente invasivo, podremos trabajar en una superficie superior con un trauma postoperatorio inferior y una recuperación más rápida. 

Pese a que comparte riesgos similares a la liposucción al ser un procedimiento quirúrgico, no suele presentar ningún tipo de complicación, siempre y cuando se lleve a cabo con un cirujano cualificado y los centros o clínicas autorizadas. Asimismo, los resultados son más efectivos y completos porque eliminamos la grasa y conseguimos una piel más tersa.  

Ventajas de la lipoescultura láser frente a la liposucción normal

Estos son los beneficios que encontrarás en la lipoescultura láser frente a la liposucción clásica:

  • Esta técnica permite eliminar acúmulos grasos pequeños en áreas que la liposucción de siempre no puede tratar. Las principales zonas a las que nos referimos son las siguientes: zona alta del estómago, área sujetador-espalda, cara anterior de muslos, gemelos y zonas con flacidez, incluyendo la flacidez cutánea. 

  • Al ser un tratamiento de carácter ambulatorio, no precisa hospitalización.

  • El riesgo quirúrgico se reduce al poder aplicarse anestesia local. Y es que no es lo mismo que realizar un procedimiento asociado a una anestesia mayor, como sucede en el caso de una gran sedación o una anestesia epidural. Otra cosa es que nuestro equipo decida hacer una anestesia general para que el paciente consiga relajarse durante el tiempo que dure la intervención.  

  • Traumatismo quirúrgico inferior. La movilización de la grasa se obtiene a partir de un efecto que no es mecánico (término y fotónico).

  • El postoperatorio es más leve. El paciente sentirá menos inflamación, menos dolor, menos hematomas y menos sangrado que la liposucción tradicional. 

  • Las molestias posteriores al día de la intervención son parecidas a las agujetas, una sensación que remite en unos días. 

  • El paciente podrá volver a retomar su vida normal al día siguiente. 

  • Es un procedimiento más innovador y económico. 

  • El calor producido evita la flacidez y el descolgamiento. 

Lipoescultura: Antes y Después 

Los resultados de la lipoescultura son asombrosos y, lo mejor de todo, definitivos. El paciente deberá seguir un estilo de vida saludable para no volver a ganar peso y a acumular grasa. Pero si lleva una vida sana, conseguirá mantener el cuerpo de una manera esbelta y sin rastro de células de grasa. 

h2. ¿Todo el mundo puede someterse a esta técnica?

No todo el mundo puede someterse a esta técnica, de ahí que sea fundamental ponerse en las manos de buenos profesionales médicos que sepan hacer una valoración correcta al paciente. Tu salud es muy importante para nosotros y no queremos que la pongas en riesgo.

De ese modo, pensando en tu seguridad, debes evitar este tipo de tratamiento si perteneces a uno de los siguientes grupos:

  • Embarazadas

  • Grado de obesidad elevado

  • Hipertensión arterial no controlada

  • Problemas de coagulación 

PREGUNTAS FRECUENTES

¿Quién puede realizarse la lipoescultura láser?

Pueden someterse a este tratamiento todas aquellas personas que deseen eliminar grasa localizada, que no hayan podido eliminarla a través de la dieta y del ejercicio. La finalidad es acabar con la celulitis persistente y obtener a cambio una piel tersa y suave, libre de las acumulaciones de adipositos. 

¿En qué ocasiones está contraindicado?

La lipoescultura o lipoláser está contraindicado en algunos casos, principalmente en mujeres embarazadas, personas con diabetes, enfermedades cardiovasculares o con problemas de hipertensión. Esta cirugía se contempla para eliminar la grasa de una vez por todas, siempre y cuando sean personas que no presenten un sobrepeso superior al 20%. Estamos hablando de una técnica que no ha sido planteada para adelgazar, sino para destruir la grasa que el ejercicio y la buena alimentación no han conseguido eliminar. 

¿Qué tipo de anestesia se utiliza en una liposucción láser?

Para realizar este tipo de liposucción solemos utilizar anestesia general, no sin realizar antes un estudio preoperatorio. Puesto que suele durar de dos a tres horas, creemos que es lo más aconsejable para que el paciente y el equipo quirúrgico estén tranquilos durante la intervención.

La extracción de volumen que solemos llevar a cabo está entre 1 y 3 litros de grasa procedente de diferentes zonas. Entre las más comunes destacan las siguientes: abdomen, flancos y el marco glúteo, donde incluimos cartucheras o trocánteres, zona crural o muslo interno y el subglúteo. 

En los casos donde exista gran acumulación de grasa, el tratamiento suele extenderse más, adecuando en todo caso el proceso pre y postoperatorio del paciente. Finalmente, colocamos una faja compresiva para minimizar el riesgo de acumulación y mejorar la retracción de la piel tras el vaciado de la grasa, la cual deberá seguir utilizando el paciente durante el primer mes.

¿Qué debo saber antes de acceder a este tratamiento?

Antes de someterse a este tipo de tratamiento, es fundamental que el médico especialista realice un estudio pormenorizado de la zona o zonas a tratar y el tipo de grasa que pretendemos eliminar. Por esa razón, lo más recomendable es que el paciente facilite su historial clínico al cirujano encargado de su caso, de forma que pueda corroborar que se encuentra en condiciones óptimas para realizar la lipoescultura láser. 

¿Cuánto dura la recuperación de la liposucción láser?

La recuperación de la lipoescultura láser suele ser rápida. De hecho, el paciente podrá volver a hacer vida normal al día siguiente y volver a su rutina diaria a partir del 3º o 4º día tras la intervención. Lo que no resulta recomendable es practicar deporte durante el primer mes postoperatorio. 

La intervención puede llevarse a cabo en cualquier época del año. No obstante, en estos casos es recomendable evitar la exposición solar, por lo que someterse a esta intervención durante las vacaciones puede ser contraproducente al causar pigmentación cutánea permanente. 

¿Requiere ingreso en el hospital?

Se trata de una cirugía poco invasiva con una sutura mínima, que favorece la no aparición de marcas o cicatrices en la piel. Esto significa que no precisa hospitalización. La recuperación es más rápida que en el caso de la liposucción tradicional y el paciente puede volver a casa el mismo día. 

¿Cuándo se ven los resultados de la operación?

El paciente comenzará a ver resultados desde el primer día. Eso sí, el cambio irá evolucionando durante los primeros meses. De ese modo, la valoración no podrá realizarse efectivamente hasta que no hayan pasado unos seis meses. 

Lo más habitual es sentir una mejoría tras la intervención, aunque hay que tener algo de paciencia para ver los efectos reales de esta técnica. Una vez pasadas dos semanas podrás apreciar una pérdida de volumen importante, aunque el aspecto de la piel puede no ser el más deseado. Poco a poco, tu cuerpo irá adaptándose a los nuevos cambios durante el primer año y solo entonces serás consciente realmente de los resultados concluyentes. 

¿Los resultados son definitivos?

Efectivamente, los resultados de la lipoescultura láser son definitivos. Esta técnica conseguirá eliminar la grasa persistente, lo que significa que, aunque el paciente engorde, no generará nuevos acúmulos de grasa. 

Así, el paciente volverá a formar tejido adiposo, pero en ningún caso presentará la misma grasa acumulada que fue eliminada a través del lipoláser. En este caso, se formaría de manera más homogénea. 

Sea como sea, mantener los magníficos resultados de esta técnica dependerá exclusivamente de ti y de tu estilo de vida. De nada servirá someterse a este tipo de tratamiento si después el paciente decide llevar una vida sedentaria y una alimentación irregular y poco equilibrada. En este caso, los problemas eliminados con esta intervención volverían a aparecer con el paso del tiempo. 

Nuestro equipo médico especialista en cirugía estética se pondrá a tu servicio y te asesorará de forma personalizada para que puedas resolver ésta y cualquier otra duda al respecto.

¿Se puede realizar en la zona de la cara y cuello?

Sí, la lipoescultura puede practicarse también en estas zonas. Hablamos de una técnica láser de alta precisión, que es compatible con el rostro y el cuello. De hecho, una de las zonas más demandadas por las mujeres es la papada. El lipoláser lo que hace es corregir esta zona y eliminar la flacidez de forma segura y efectiva.  

¿Qué cuidados especiales hay que tener después de la lipoescultura láser?

Lo cierto es que no existen cuidados especiales que no sean los postoperatorios recomendados. Se recomienda el uso de cremas antibióticas para cuidar y regenerar la piel donde se encuentren las pequeñas cicatrices, fruto de la intervención, así como la ingesta de ciertos analgésicos y antiinflamatorios para reducir las molestias y disminuir la hinchazón. 

En cuanto el paciente vuelva a su vida cotidiana, podrá realizar las mismas actividades que desempeñaba antes de someterse a la lipoescultura. Lo que sí aconsejamos a nuestros pacientes es apostar por una vida saludable en la que no falte la práctica de ejercicio regular y una dieta sana y equilibrada.

 



Dra.Op.Elnara MAMMADOVA

Artículos Relacionados

Llena el formulario Te llamamos ahora

  • Te llamamos enseguida