La halitosis: una pesadilla

La halitosis, también conocida como mal aliento, es un problema que puede surgir en la boca de la persona por diferentes razones y que causa problemas sociales y de autoconfianza. El mal aliento puede causar muchos problemas si no se toman precauciones, ya que puede ser un síntoma de diferentes enfermedades.

 

Causas del mal aliento.

  • Mal aliento debido a alimentos y bebidas.
  • Mal aliento por fumar
  • Mal aliento debido a boca seca - (boca seca causada por una disminución en el flujo de saliva como resultado del uso de algunas drogas)
  • Mal aliento debido a una higiene bucal inadecuada (no se cepilla lo suficiente, no usa un cepillo de interfaz y no se hace uso de hilo dental)
  • Olores causados ​​por gingivitis u otra enfermedad de las encías.
  • Olores causados ​​por secreción nasal, que se originan en la parte posterior de la lengua.
  • Mal aliento debido al uso de prótesis dentales
  • Enfermedades sistémicas como diabetes, trastornos hepáticos y renales.

Para diagnosticar el mal aliento, debemos cerrar los labios con fuerza y ​​respirar por la nariz. Si una persona a 10 cm de distancia puede sentir mal aliento,  la causa de este olor pueden ser trastornos sistémicos como amígdalitis, sinusitis, enfermedades del hígado, estómago, diabetes, etc.. Si la nariz no emite olor, estamos en presencia de halitosis o mal aliento.

¿Cómo tratar el mal aliento?

  • Selección de pasta de dientes: se recomiendan las pastas de dientes que contienen antibacterianos.
  • Cepillado: cada superficie de los dientes y el surco de las encías deben cepillarse eficazmente con movimientos de vibración dos veces al día. El dentista decide el tipo de cepillo en función de factores como el desgaste de los dientes, la salud de las encías, la cantidad de caries y la cantidad de restauraciones. El cepillo de dientes se cambia cada 3-4 meses, teniendo en cuenta la fuerza de cepillado de los pacientes. Las superficies de masticación necesitan ser cepilladas. Las superficies internas de los dientes frontales inferiores deben cepillarse en posición vertical. Si el cepillado efectivo es insuficiente, debe agregarse el uso de un cepillo giratorio una vez al día. Cepillarse la lengua es un factor importante para eliminar el mal aliento.
  • Uso de un cepillo de interfaz: se debe usar un cepillo de interfaz apropiado entre los dientes y debajo del puente
  • Uso de hilo dental: el hilo dental se empuja suavemente entre los dos dientes, entre el diente y la encía, y el diente se fortalece al quedar limpio de placas.
  • Uso de enjuague bucal: cuando el paciente realiza enjuague bucal (verde) colocando la cabeza hacia atrás, dos veces al día, puede eliminar el mal aliento de manera más efectiva. La duración del uso la determina el médico.
  • Otras sugerencias
    • Asegúrese de que la boca no se seque.
    • El flujo de saliva se puede aumentar masticando chicle de menta sin azúcar.
    • En el caso del ácido gástrico, se pueden usar tabletas antiácidas.
    • Los pacientes que usan prótesis pueden usar cepillos y tabletas especiales para prótesis.
    • Los productos lácteos y el queso pueden causar mal aliento. Después del desayuno, los dientes y la lengua deben cepillarse.

 

En nuestra clínica dental estethica en Estambul, Turquía, buscamos soluciones a todos sus problemas y respondemos a todas sus preguntas.

Artículos Relacionados

Llena el formulario Te llamamos ahora

  • Te llamamos enseguida